Últimas Noticias

Despega el primer rival chino de Airbus y Boeing

El avión de pasajeros chino C919 completó hoy su aplazado vuelo inaugural, el primer gran paso de Pekín en su intento por aumentar su presencia en el mercado de la aviación e impulsar las manufacturas de alta tecnología a nivel local.

Bajo cielos nublados, el avión blanco, verde y azul con “C919” escrito en su cola tocó tierra en el aeropuerto internacional de Shanghái tras un vuelo de 80 minutos y ante los vítores de miles de funcionarios, trabajadores de aviación y entusiastas.

El avión es un símbolo de las ambiciones de China por entrar al mercado global de la aeronáutica, estimado en 2 mil millones de dólares en las próximas dos décadas, así como también del plan más amplio de Pekín de “Hecho en China 2025” para apuntalar los productos elaborados en el país, desde medicamentos hasta robots.

El avión fue construido por la Corporación de Aviones Comerciales de China (COMAC, por sus siglas en inglés) con la ayuda de unas 200 empresas del sector y unos 70 proveedores de materiales y piezas de varios países del mundo y según expertos podría romper en unos años el duopolio Boeing-Airbus, según un despacho de las agencias Xinhua y EFE. Pero todavía depende de tecnología extranjera de empresas como General Electric, la francesa Safran, Honeywell International Inc y Goodrich.

El C919 es un aparato de fuselaje estrecho -como el de más de la mitad de las aeronaves comerciales en activo del planeta- y puede transportar entre 158 y 174 pasajeros, según la configuración, con una autonomía de entre 4075 y 5555 kilómetros. Los modelos equivalentes de sus principales competidores, líderes del mercado, son el norteamericano Boeing 737 y el europeo Airbus A320.

Después del éxito de este vuelo, la COMAC podrá obtener el certificado de aeronavegabilidad de la Administración de Aviación Civil de China y de otros reguladores internacionales antes de hacer sus primeras entregas.

De acuerdo a la información brindada por la Comac, 23 clientes nacionales e internacionales formularon pedidos de 570 aeronaves C919 que comenzarán pronto a ser construidas a un ritmo de unas 150 anuales.

Según la Organización Internacional del Transporte Aéreo (IATA), antes de 2024 China se habrá convertido en el mayor mercado de pasajeros del mundo. Se calcula que en las próximas dos décadas las aerolíneas chinas encargarán más de 6000 nuevos aviones.

1068928117

Un primer paso

“Naturalmente, nuestro objetivo es convertirnos en un tercer gran jugador en el mercado”, señala Yang Shao, que dirige la escuela de técnica de aviación más conocida del país en Beihang. Pero el C919 es sólo “el primer paso”, matiza.

“Ver al C919 despegar hacia el cielo me emocionó mucho. Este es un momento que hemos estado esperando por mucho tiempo”, comentó a Reuters Wang Mingfeng, de 42 años, que vio el vuelo inaugural en el aeropuerto de Shanghái. “Creo que en el futuro no tan distante, estaremos compitiendo cabeza a cabeza con Boeing y Airbus”, agregó.

Sin embargo, por el momento la estadounidense Boeing y la europea Airbus siguen muy por delante en términos de ventas, conocimiento técnico y pedidos. Y el C919, cuyo vuelo de prueba fue aplazado al menos dos veces desde 2014 debido a problemas de producción, podría requerir años de ensayos para obtener la certificación en China, así como también en Estados Unidos y Europa.

Tras el aterrizaje del avión, funcionarios leyeron una carta del gabinete ministerial chino, en que dijo que el vuelo exitoso marcó “un gran avance” y un hito para la industria de aviones de pasajeros chinos. / Agencia DPA

Take Off Magazine